Porteros automaticos y Videoporteros

 

Viviendas unifamiliares, edificios, urbanizaciones… tenemos el portero automático que necesitas.

Renovamos, reparamos o ampliamos tu instalación. Además, distribuimos equipos de todo tipo (central de conserjería, secreto, videoporteros, con cable coaxial, etc) y siempre de primeras marcas como Fermax, Golmar, Tegui, Bticino, etc 

En nuestro país el videoportero solo es usado para ver a quién dejamos pasar a nuestra comunidad y abrir la puerta,  pero en el resto del mundo su uso es muy diferente.

Los primeros videoporteros tenían cámaras inmensas y los monitores iban empotrados en la pared de los hogares. Su coste era elevadísimo y al alcance de muy pocos. Con el paso de los años todo se ha miniaturizado y los usos que llega a ofrecer son muy amplios.

¿Contestar al visitante desde el móvil o tablet?

El nuevo videoportero es más que nunca un portero de verdad. Si no estamos en casa, el videoportero  puede guardar una captura de quien ha venido a visitarnos, pero si lo conectamos a internet podremos contestar desde fuera de casa con nuestro Smartphone e incluso abrir la puerta a nuestros familiares si vienen a casa sin llaves. En la India, existen bloques de apartamentos con cientos de vecinos y le dan un uso muy particular al videoportero. La red de monitores es convertida en un grupo de “Whatsapp” que sirve para comunicarse de un piso a otro dejándose mensajes entre ellos.

¿Alguien ha pensado en abrir la puerta de garaje desde el videoportero?

Pues sí, se puede hacer eso y mucho más. Desde los pulsadores del monitor podemos controlar todo tipo de cerraduras aparte de la entrada de nuestra comunidad. Abrir la puerta del garaje, enviar el ascensor a la planta baja, encender las luces del portal… las capacidades son ilimitadas.

Otra de las posibilidades de un sistema con video es instalar varias cámaras como si fuera un circuito cerrado de TV y desde casa vigilar quién entra y quién merodea por nuestros pasillos y escaleras. Con una tecla podremos alternar entre las diferentes videocámaras que estén instaladas en la comunidad.

Por último, las capacidades domóticas que nos aportan ciertos monitores son infinitas. Se pueden convertir en el centro de la vivienda desde donde podemos controlar la iluminación, la climatización, la alarma y la seguridad de la vivienda, la automatización de las persianas, diferentes controles domésticos coordinados dependiendo del momento del día y un largo sin fin de controles.

Los videoporteros todavía no han dado el paso adelante a este mundo parecido a la ciencia ficción. Poco a poco se han ido incluyendo diferentes funciones básicas, pero no son muchas las comunidades que se atreven a dar el paso. Desde Telecomunicacions Pou invitamos a conocer todo este tipo de servicios los cuales ofrecemos a día de hoy, aunque parezcan de mañana.